Razones por las que el Día de la Marinera no debió establecerse el 7 de octubre

En una sesión extraordinaria realizada ayer en el pleno se aprobó por unanimidad el proyecto de ley Nº 1508/2012-PE presentado el 14 de septiembre pasado en el que se establece el 7 de octubre de cada año como el Día de la Marinera.

El presidente de la Comisión de Cultura y Patrimonio Cultural, Aldo Bardález, asegura que esta iniciativa legislativa tiene como objetivo que el Ministerio de Cultura promueva actividades de promoción y difusión del baile de la marinera no solo en el país, sino también a nivel internacional.
 
Hasta allí todo claro, pero ¿por qué eligieron el 7 de octubre para conmemorar a la marinera como “expresión cultural” peruana? Porque esa fecha coincide con el nacimiento del reconocido intérprete  de este genero Augusto Ascuez Villanueva. Además, un día después se conmemora el combate de Angamos y a la Marina de Guerra del Perú. 
 
La exdirectora de la Escuela Nacional de Folklore, Milly Ahon, está en contra del término ‘expresión  musical’ para definir a la marinera, pues asegura que este  aspecto es  importante  pero “no  trasmite   lo  ontológico  del  hecho  folklórico,  es  que  es  una  expresión  fáctica  de  la  cultura  artística  del Perú.”
 
Tampoco está de acuerdo con el específico homenaje a Augusto Ascuez ya que hay personalidades como Don  Abelardo  Gamarra,  Mocha  Graña,  Guillermo  Ganoza  Vargas,  Chabuca  Granda,   Alicia  Maguiña y   Huirse que  con  su  trabajo  integral   han   contribuido  a  lo  que  ahora  es  nuestra  Danza  Nacional, asegura.
 
Por su parte, el exdirector General de Patrimonio Cultural de la Nación y actual jefe de la división de Patrimonio Cultural de Iriarte & Asociados, Francisco Iriarte Brenner, considera que  Azcues nada tiene que ver con las variantes regionales de la marinera como la norteña, la puneña, la cusqueña y la ayacuchana “danzas que no cultivó nunca”.
 
“Como diría Arguedas: en este país de todas las razas, no puede hacerse homenaje singular a un grupo humano, dejando de lado a los otros”, asegura Iriarte, quien  conoce la marinera a fondo y sus orígenes entre los indígenas-andinos, los hispanos y los afroamericano.

“Los antiguos peruanos pertenecían a varias etnias, de los españoles sabemos que no son de una sola herencia genética pues por la península pasaron visigodos, árabes, vascos, catalanes, castellanos, romanos, senegaleses, etc. De África, fueron muy pocos los que se trasladaron directamente al Nuevo Continente, lo común fue que llegaron al Perú gentes descendientes de africanos, nacidos en La Habana, en Cartagena de Indias o en Buenos Aires. No debería estimarse la fecha del natalicio de una sola persona como el día de una danza nacional, dado que nuestra marinera es precisamente mestiza y su naturaleza es parte de nuestra identidad."
 

¿Qué autores considera usted que han contribuido más  a la difusión de la marinera en nuestro país?
 
En el norte, el Dr. Guillermo Ganoza Vargas , creador del Concurso Nacional de la Marinera que se inició en 1960 y continúa a la fecha con repercusión internacional.  También el maestro Álvarez, compositor  y creador de la marinera trujillana; Milly Ahón Olguin, creadora del estilo que tipifica hoy a la marinera norteña; C. Riofrío, compositor de marineras piuranas y  Abelardo Gamarra, quien bautizó a esta expresión danzaria con el nombre que hoy la identifica.
 
En Puno, el personaje más representativo ligado a la marinera es el maestro Huirse, creador de la Marinera “Ciudad del Lago”; en Arequipa el compositor Ballón Farfán con su “Montonero Arequipeño”, en Ayacucho el maestro guitarrista Dr. García Zárate y en Lima Mocha Graña, intérprete danzaria de una variante de la marinera limeña, los hermanos Vásquez y las compositoras Alicia Maguiña y Chabuca Granda.
 
Entonces lo que le molesta es la discriminación al elegir a un representante y dejar de lado a los otros…
 
Exacto. Dejo constancia de nuestro respeto a los descendientes de los pueblos africanos que contribuyeron a la formación de esta Nación, pero no acepto la discriminación de los quechuas y aymaras que dominaron la naturaleza agreste de este territorio dejándonos espacios productivos de una enorme variedad y cantidad de plantas y animales  domesticados que hoy empleamos y que son el sostén de nuestra economía.
 
¿Cuál hubiera sido el día correcto para proclamar el Día de la Marinera?
 
El 28 de julio, considerando que se trata de una forma coreográfica creada luego de la Independencia del Perú. 
 
Angela Vásquez Oliver
Responsable de Comunicaciones y Coordinadora de I+D+i
Iriarte & Asociados