@ialaw: 6 años de un sueño, y recién empezamos

Cuando se acaba el kindergarten se pasa a la escuela. Normalmente ocurre a los seis años. Esta reflexión me la hacia mi madre hace unos días mientras conversábamos sobre esta celebración. Es increíble como pasa el tiempo y lo que se veía como un ejercicio académico, una aventura empresarial, es ahora una realidad, basada y construida cada día, en base a esfuerzo arduo, investigación constante, sacrificadas noches y sobre todo pensando en el crecimiento del país. Es hora entonces que entremos a la Escuela, y siempre ese primer día requiere de poder ir de la mano de quienes nos apoyan y en quienes confiamos.

Hace un año, cuando nos juntábamos en este mismo lugar, no había empezado Wayra, ahora ya vamos en la segunda generación; se esperaba un Ministerio de Ciencia y Tecnología, ahora Concytec esta en PCM; esperábamos que se firmara el Convenio de Cybercrimen de Budapest, ahora estamos luchando porque no se apruebe la #leybeingolea;  Se acababa de aprobar la ley de Datos Personales, ahora seguimos esperando que salga un buen reglamento; le dábamos batalla a APDAYC, ahora tenemos esperanza en su nueva dirección; Debatiamos una ley de Banda Ancha, hoy es una realidad; nos preguntábamos como iba a ser el gobierno de Ollanta Humala, hoy algunos se lo siguen preguntando; La agenda de competitvidad se estaba planteando metas, ahora incluye, por primera vez, metas de TICs para el Desarrollo; esperábamos que las discusiones de propiedad intelectual e internet fueran equilibradas; en este año seguimos tras la batalla de SOPA, PIPA, ACTA, buscando que no afecten a la Sociedad de la Información; el tema del Calentamiento Global ya era no solo tendencia sino realidad, ahora nos enfrentamos a como desarrollar tecnologías verdes y desarrollar tecnologías para energías limpias;  entre otras cosas, pero en todo ese dialogo hemos tenido constante el hecho que esas cosas pasan por nuestra acción, no se puede ser simples observadores, o críticos desde la galería, la única y real forma de crear un Perú que use las TICs para el Desarrollo, es “poniendo manos a la obra”.
 
Este año también nos ha presentado un crecimiento de la inversión en tecnología, tanto del sector público como del privado, proyectos como Wayra, fondos como Fincyt, instituciones como Peruvian Capital Networks, agentes de cambio como IPAE Innova, centros universitarios de innovación en la Universidad de Lima y la Universidad del Pacifico, inversores individuales como Lucho Torres, Gonzalo Begazo, especialistas como Pedro Neira, activistas del emprendedurismo como Kate Mulder, espacios de activismo como Lima Valley, entre otros. Ciertamente Wayra y Telefonica han significado un acelerador, no solo de los proyectos que han fomentado, sino de todo el ecosistema. Es un momento que refleja nuestro crecimiento como país.
 
Pero aquí es donde me toca reflexionar sobre ciertos indicadores. Hemos mejorado en posiciones de competitividad, hemos retrocedido en I+D+i (a pesar que han dicho que duplicaran el presupuesto de Concytec), en Educacion (después de muchísimo tiempo no habían niños con tanto tiempo sin clases) y en uso de Tecnologia. Hemos retrocedido en los índex de gobierno electrónico (no porque no hayamos actuado, sino porque no hemos actuado a la velocidad que otros si lo han hecho), hemos retrocedido en fomento del I+D+i (cuantas patentes y marcas registradas hay?, una pregunta que INDECOPI aun me sigue respondiendo), entre otros indicadores. La economía dice que vamos bien, los minerales y las materias primas son necesarias, y que va a pasar cuando pase el boom?, estamos listos para competir con países que están invirtiendo en I+D+i, que están desarrollando investigación, que están fomentando el Turismo, los servicios digitales, que desarrollan regulaciones que fomenten el crecimiento de sus sociedades con respeto a los derechos humanos y crecimiento económico. Donde esperamos estar en 3, 5, 10, 15 años? Lo cierto es que seguimos opinando que se debe crear una Agencia de Sociedad de la Información que establezca y coordine políticas y regulaciones para el uso de las TICs en el Desarrollo del País, en el desarrollo humano y económico, sin ello, sin esta agencia con un fuerte respaldo político, seguiremos retrocediendo en los indicadores.
 
Por nuestro lado ha sido un año también de afianzar nuestras divisiones de Cybercrimen y de Proteccion de Datos Personales y fortalecer nuestra Area de Derecho Corporativo, dado el incremento de labores y acciones. Tenemos una deuda pendiente con nuestra Area de Medio Ambiente que este año será clave, no solo buscando regulaciones que fomenten la industria verde, sino el respeto del medioambiente como norte institucional. Tenemos el honor de ser un referente en el tema a nivel nacional y regional pero por ellos nos obligamos a mantener nuestra presencia con un mejor area de I+D+i, fortalecida con las publicaciones que realizamos de Manuales, Boletines, Alertas, utilizando mecanismo de listas de correo, redes sociales y instrumentos digitales que tenemos a nuestro alcance.
 
Hemos crecido como equipo, como institución que fomenta un #internetlibre, un internet usado con libertad pero sin libertinaje, con un irrestricto respeto por todos los derechos humanos, en un equilibrio constante con el desarrollo social, económico y con el medio ambiente. Hemos tenido batallas y aun nos quedan muchas por venir, pero las mismas se realizan basadas en lo que creemos: que se puede lograr un perú digital.
 
Quisiera ir acabando esta reflexión con lo que me enseñara el Hno. Alberto Peinador, cuando estudiaba en el Colegio La Salle, “hay que ser voz de los que no tienen voz”, no tenemos mayor compromiso en esta Sociedad de la Información que lograr un Perú Digital, real, inclusivo, incluyente, participativo, democrático, verde y que se enfoque en el Desarrollo.
 
Gracias a todos por su apoyo para llegar hasta aquí, a mis socios, a mi equipo que cada día siguen adelante en esta lucha, a mi familia, a nuestras familias, por su constante apoyo y entender que seguimos un sueño y lo lograremos, gracias de nuevo y siempre estamos allí para seguir en este camino. Y esto recién empieza, así que necesitamos de su apoyo para seguir adelante.
 
Erick Iriarte